blogs, Blogueros, dictadura, Temas Propios

Blogueros para una dictadura #Cuba

Por Joan Antoni Guerrero Vall

Esta semana hemos conocido que detrás del movimiento de blogueros y twitteros de la Revolución cubana se esconde un episodio de corrupción y de falta de lealtad a los valores que, supuestamente, estos mismos individuos contribuyen a difundir a través de la Red, en cuanto al sistema para el que trabajan. Los lectores avisados saben que eso no es nada nuevo. De acuerdo, no es nada que no supiéramos. Desde 1959 Cuba vive en un estado de simulación contínua con el propósito de hacer pasar por paraíso lo que no es más que un infierno social en el que el ser humano no tiene reconocidos sus derechos fundamentales.

Pero el hecho es que la dictadura ha conseguido hacer pasar una cosa por la otra. Así es que el pueblo cubano sí disfruta de falsos-derechos-sucedáneo como es el caso del falso-derecho de “adoctrinamiento”, lo que sustituiría el derecho-real a la educación libre. Otro engaño: el derecho a la atención médica universal se convierte, en el universo castrista, en un falso-derecho-a-la-atención-médica-imposible. Es decir, a una atención médica inefectiva porque el sistema dice que existe aunque, en realidad, sea incapaz de generar los suficientes recursos materiales y humanos que lo garanticen. En este juego de espejos y reflejos, esos falsos-derechos de la Revolución se han proyectado hacia el mundo como derechos-reales. Y este es el logro de la dictadura, la papilla con la que han hecho posible que el mundo se tragara el cuento.

Pero en fin, este no era un post para hablar de espejismos. Continuamos con la cuestión de la propaganda. Blogueros y corresponsales de la Revolución es uno de estos proyectos que nacen con el objetivo de colonizar la red de redes con propaganda castrista, eso sí, adaptada a los nuevos tiempos para seguir alimentando de esta forma los mitos y falsedades en que se basa la fase revolucionaria de la historia de Cuba. Estos mitos y falsedades son, al fin y al cabo, los que afianzan el poder de la corrupta élite castrista y, en consecuencia, parecen eternizar el régimen de no-derechos en el que viven los cubanos de dentro y fuera de la Isla. (Hay que insistir: los damnificados por el castrismo no son únicamente los que viven en territorio cubano, también todos los cubanos que han logrado escapar).

Cubainformación, portal de apoyo a la dictadura ubicado en el País Vasco -creado con fondos públicos, obtenidos en un concurso de cooperación del gobierno de la comunidad vasca- publicó recientemente una entrevista con la periodista cubana Norelys Morales, jefa del proyecto de Blogueros y corresponsales de la Revolución. Con sus declaraciones podemos conocer un poco más lo que la dictadura cuece en la Red. En la entrevista, esta periodista afirma que la red de blogueros castristas dispone de 600 colaboradores, de los cuales tan sólo 200 son cubanos.

Es decir, la dictadura ha conseguido “externalizar” los servicios de difusión y comunicación de su propaganda. El movimiento de “solidaridad” con el castrismo en otros países representa pues el pilar fundamental para que se siga expandiendo por el mundo el mito y la mentira. Estas trincheras cibernéticas de la dictadura se proponen crear contenido de referencia para las redes de la “izquierda revolucionaria y solidaria”, o sea, la que se muestra abiertamente antidemócrata (por el apoyo a procesos revolucionarios al estilo de Hugo Chávez en Venezuela), antiamericana (corrientes en Latinoamérica que siguen culpando a los Estados Unidos de todos sus males) y antieuropea (altermundistas que consideran que los valores del Viejo Continente son un apéndice de los valores del “imperio“ norteamericano).

Morales dice a Cubainformación que la plataforma que creó pretendía integrar sólo a un grupo de periodistas cubanos que habían abierto blogs en el último año (un fenómeno que apareció artificialmente en Cuba justo cunado Yoani Sánchez y los blogueros alternativos llegaban a cotas elevadas de popularidad en el mundo). Añade que la actividad de estos pocos periodistas cubanos se vio sobrepasada luego por la implicación de blogueros llegados de otras latitudes, todos pertenecientes al mundo de la llamada “solidaridad con Cuba”, que es como se identifica a los movimientos que, basados en países democráticos, hacen promoción de los valores de regímenes totalitarios como el cubano.

Así pues, buena parte de la propaganda castrista en la red, la mueven blogueros extranjeros. Sobre el origen de lo que se publica en Blogueros y corresponsales de la Revolución, Norelys Morales explica a Cubainformación: “Son producciones de gente que tienen blog, tanto cubanos como de toda la América Latina, representantes en Europa, especialmente de España, Italia, Francia, Portugal, algunos de Estados Unidos, otros de Canadá, también algún que otro africano”. Pero el grueso, según la periodista, “por orden de la cantidad de compañeros -precisa-“, procede de “Argentina, Cuba, Venezuela, España, Ecuador, México”.

La periodista añade que la red sirve para satisfacer la “necesidad” de hacer circular en la red “una información desde Cuba que no fuese la mediatizada”. Y en este sentido enumera:

“Toda esta información sesgada, donde se ocultan temas, se referencia o se usa como fuente para los periódicos precisamente nada que tenga que ver con el gobierno cubano, lo cual no se hace en otros países, se manipulan los temas de la migración, etcétera”. 

¿Qué pasa en realidad? El juego de espejos gracias al cual los falsos-derechos castristas se han convertido, a ojos del mundo, en derechos-reales sufre una crisis de credibilidad y es por esto que es necesario abrir trincheras cibernéticas, llenar la red con propaganda del régimen, con lo cual se enmascara lo que circula por el ciberespacio desnudando al castrismo. Todo esto, la dictadura tiene la necesidad de englobarlo dentro de una “gran campaña” ejecutada por un ejército de conspiradores “mercenarios” que quiere el “mal” para Cuba.

“Y hoy estamos viendo esta gran campaña, que no es nueva -dice apesadumbrada Norelys a Cubainformación-, que es una fase de esta campaña”. Apela a la solidaridad de América Latina porque ante esta “campaña” el “concepto Revolución ya no es sólo la Revolución cubana, es la Revolución en América Latina”. A partir de aquí, el castrismo pretende captar a todo bloguero o corresponsal que contribuya a enmascarar las verdades del sistema cubano a través de Internet. Cuanta más red se cree, cuanto más se reproduzcan los argumentarios, discursos y contenidos castristas, cuanto más se enlacen los blogs de este universo, mejor posicionados van a estar en los motores de búsqueda. Al teclear Cuba en cualquier lado, el internauta va a recuperar mucho más material revolucionario que el del supuesto enemigo. Hay que inundar la red para ocultar lo que no les conviene. Y es por esto que el hash tag #Cuba en Twitter está copado por blogueros castristas, que actúan sistemáticamente, cumpliendo jornadas de trabajo enteras, con lo cual buscan aplacar el mensaje de sus oponentes.

La red que promueve Cuba busca adeptos que crean ciegamente en los postulados del castrismo. Poco espíritu crítico y mucha filosofía de cordero:

“Cuando alguien va a entrar a Blogueros y corresponsales de la Revolución -explica Norelys Morales- yo le hago una pregunta: ¿Estás dispuesto a ser un corresponsal de la Revolución donde quieras que estés? Y la gente me dice que por supuesto, o sea que puede ser alguien que esté en España y me está contando de la manifestación que hubo a favor de Cuba o de determinada situación del desempleo o algo sobre los sociolistos europeos. La única condición es estar identificado con esa ideología“.

Al mismo tiempo, estas trincheras tienen un espíritu excluyente, tal y como lo explica la propia Norelys Morales con un discurso trufado de mentiras:

“Nosotros no estamos allí para promover a los que tienen plata, a los que les pagan. Son sitos que sabemos que, según las cifras oficiales de Estados Unidos, les han dado 3 millones de dólares públicos para que hagan la subversión en Cuba. Evidentemente, no es la gente que está en blogueros ni que deseamos que esté, ni siquiera queremos convencerlos. Estamos ofreciendo una alternativa de información en el escenario de la web 2.0. Algún teórico ha dicho que es el instante en que el usuario se convirtió en medio y los medios no supieron en qué convertirse. Bueno, nosotros ya nos hemos convertido en productores de contenidos o reproductores de aquellos contenidos de la izquierda que vale la pena que alguien se entere. Entonces, evidentemente, Blogueros y corresponsales se ha convertido en un sitio alternativo de información donde los miembros de esa red son los productores de los contenidos, o bien porque los toman de otros sitios, bien porque los reelaboran, bien porque les parece interesante”.

Uno de los primeros triunfos de estos blogueros de la Revolución en este 2011 lo han tenido esta pasada noche en Twitter. Centenares de mensajes daban la bienvenida al año 53 de la Revolución, centenares de mensajes de twitteros en Cuba han proyectado desde la red hacia el exterior una imagen de felicidad ante la perspectiva de estar en el inicio del año 53 de un régimen de falsos-derechos. Pura farsa, puro espejismo.

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s