Democracia, dictadura

¿Qué ganan los Castro con la actual crisis en las democracias? (3)

Enrique del Risco
El escritor cubano Enrique del Risco responde a nuestras preguntas sobre los efectos de la crisis de la democracia actual sobre la lucha por la consecución de un futuro democrático para la Isla de Cuba. En esta serie han participado anteriormente la escritora Zoé Valdés y el economista ElíasAmor.
¿Consideran que la crisis de las democracias liberales dificulta o debilita la defensa de la democracia para Cuba? ¿Por qué?
En primer lugar pienso que la crisis de las democracias liberales empieza por afectar la idea de la democracia en general y eso ya es bastante terrible. No está de más recordar que la otra gran crisis de las democracias liberales que empezó con la Primera Guerra Mundial y se agudizó con el crack de 1929 propició el ascenso del comunismo y del fascismo. No creo que esa sea la situación de ahora, al menos no de momento, pero no se pueden descartar rebrotes de esos fundamentalismos aunque usen nombres distintos. Y por supuesto afecta la defensa de una democracia en Cuba en la misma medida en que Occidente siente debilitada su confianza en el sistema democrático. El castrismo por su parte, que sabe aprovechar muy bien todo lo va en su favor e incluso muchas cosas que le son aparentemente contrarias, ya lo usa en su propaganda mientras que a los cubanos la crisis le sirve como consuelo (más o menos como lo que se decía en la caricatura de los años 30 que te adjunto). Pero por otro lado los cubanos ven cómo en todo el mundo la gente protesta por situaciones que sin tomarlas a la ligera son menos insoportables que la suya y eso puede llevarlos a hacerse más de una pregunta y la primera de todas es: ¿por qué ellos sí y yo no?

¿Cómo puede evitarse que los conflictos actuales de las democracias europeas y norteamericana desestimulen a los cubanos de la Isla y sigan contribuyendo a fortalecer el discurso de la dictadura contra el modelo democrático?

La tontería (occidental) útil al castrismo es indetenible por la misma razón que la tontería a secas es infinita e incurable. Lo único que se puede intentar es lo que ya se hace: informar tanto a la gente dentro como fuera de Cuba de lo que en realidad pasa en uno y otro lado. Y basar todo el discurso en un principio muy simple: ningún régimen bajo ningún pretexto tiene derecho de despojar a toda su población de los derechos más elementales o a reprimirla por reclamar esos derechos y que ver esa situación como normal lesiona la dignidad humana de todos.
Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s